PÂQUES 2018: CÓMO SE CELEBRA LA SEMANA SANTA EN FRANCIA

​Pâques es uno de los grandes acontecimientos del año en Francia, aunque no se celebra de la misma manera que en España. En el país galo únicamente es festivo el lunes de Pascua (Lundi de Pâques) y el símbolo de estas fechas es el huevo de Pascua.

¿No tienes plan para primavera y te apetece vivir una Pascua diferente? Entonces, te animamos a subirte a uno de nuestros trenes de Renfe-SNCF en Cooperación para conocer una de las tradiciones más arraigadas del país vecino.


La tradición de los huevos de Pascua ​

De acuerdo a la religión cristiana, las campanas deben sonar cada día para invitar a los fieles a acudir a la iglesia. Sin embargo, desde el Jueves al Sábado Santo en Francia estas campanas dejan de sonar para hacerlo nuevamente el día de la Resurrección de Cristo por la alegría que esto supone. Según la creencia popular, durante esos días no se oye el repique de las campanas porque se van a Roma para ser bendecidas por el Papa. En su retorno, traen huevos y chocolates que esparcen en los jardines de toda Francia para repartir a los niños.



Huevos de Pascua

El Domingo de Pascua (que en 2018 será el 1 de abril) vuelven a sonar las campanas con fuerza y los pequeños esperan con gran emoción sus huevos de chocolate. Estos dulces son, indudablemente, los protagonistas de estas fechas.

Los huevos de Pascua  están presentes en todas las panaderías y establecimientos a lo largo y ancho del país. Disponibles en diferentes tamaños y colores, resulta muy divertido salir a buscar los huevos de chocolate escondidos en los jardines. Además, al día siguiente, Lunes de Pascua, es festivo, por lo que el día puede completarse con un agradable picnic en familia.



En París, esta “caza de huevos” tendrá lugar en diversos parques de la ciudad como los Jardines Renoir del Museo de Montmartre, los Campos Elíseos, el Museo de Chocolate, etc.


Celebraciones religiosas

Por supuesto, en estas fechas las celebraciones religiosas también tienen un lugar destacado en el país vecino. Sobre todo el Viernes Santo es un día para vivirlo en los templos e iglesias de las ciudades francesas. En esta jornada se desarrolla el Vía Crucis, una ceremonia que escenifica el proceso que vivió Cristo desde su condena hasta su entierro.



La Catedral de Notre-Dame de París

En la capital, las principales basílicas abren sus puertas para regocijo de los más fieles. La Catedral de Notre-Dame de París o la Basílica del Sagrado Corazón acogerán oraciones y misas especiales desde el Domingo de Ramos hasta el Domingo de Pascua.


¿Qué se come en Pascua?



Le navarin d’agneau, el plato típico de la Pascua francesa

Si hay un plato característico de estas fechas en todo el país (además del chocolate) ese es la pierna de cordero. En especial en los hogares cristianos, es muy típico degustar este manjar acompañado de verduras de la temporada y patatas asadas. Le navarin d’agneau es el nombre de este delicioso plato que también suele aderezarse con hierbas de la Provenza.





Únete a la conversación

    Escribe tu comentario