5 RINCONES PARA DISFRUTAR EN LYON CON NIÑOS

Viajar es una experiencia gratificante para todas las personas. Visitar Lyon con niños es muy conveniente. Normalmente, intentamos que dicha experiencia resulte lo más completa para todos los miembros de la familia. En algunos casos, los viajes suelen incluir a una sola persona o a dos. 

Sin embargo, viajar es también una maravillosa forma de otorgar una perspectiva más amplia y enriquecedora a nuestros pequeños. Viajar a Lyon con niños lo demuestra. En Renfe-SNCF en Cooperación entendemos que el disfrute de los niños es algo fundamental a la hora de elegir destino y actividades. 

Por ello, de entre todos nuestros destinos (Marsella, Avignon, París o Montpellier entre muchos otros) queremos hablaros de Lyon, una bella ciudad que posee algunos rincones para disfrutar con los más pequeños de casa. La ruta de Lyon parte de varias ciudades españolas: desde la estación Puerta de Atocha de Madrid, desde la estación de Zaragoza (Zaragoza-Delicias), la de Tarragona y la estación Barcelona-Sants, de Barcelona.

Por tanto, desde cualquier rincón de nuestro país podemos organizar un viaje en tren (medio de transporte muy recomendable para viajar a Lyon con niños) hacia el centro mismo de un recuerdo inolvidable: la estación Lyon Part Dieu. Si aún no sabes dónde llevar a tu familia, lee este artículo y otros sobre algunos destinos para los más pequeños.


Tres lugares secretos​


 Los guiñoles de Lyon​

Lyon posee el Teatro de Guiñoles más célebre de Europa. Acudir a Lyon con niños merece la pena sólo por este emplazamiento. En efecto, el teatro de guiñoles de esta ciudad destaca por la calidad de las figurillas así como por las historias que poseen. En el Teatro de Guiñoles de Lyon los más pequeños encontrarán una sorpresa en cada rincón. Para empezar, un gran mural lleno de guiñoles hará que se emocionen con todos sus colores y formas. 

De paso, para los más mayores es una excelente ocasión para encontrarse con una de las tradiciones más genuinas de Europa. El Teatro hace también las veces de museo, y tras visitar todas las piezas que poseen (muchas de ellas verdaderas obras de arte de la artesanía) nos ofrecerán una representación con guiñoles. Podréis ver cómo los niños se quedan con la boca abierta ante las verdaderas proezas que son capaces de hacer los titiriteros.

Lyon cuenta además con un planetario enfocado en el uso y disfrute de los más pequeños. Este planetario cuenta con multitud de piezas que los pequeños pueden contemplar y curiosear. Pasear con ellos y hacerles ver la complejidad del mundo que les rodea es una excelente ocasión para estimular su imaginación y pensamiento. Viajar a Lyon con niños puede otorgarle muchos estímulos. Además, el planetario cuenta con una sala panorámica donde se proyectan películas en tres dimensiones para conocer los secretos del cosmos y sus integrantes.


 El aquarium de Lyon



Dos actividades al aire libre

Lyon, además de estos espacios dedicados a los niños de los que hemos hablado hasta ahora, cuenta con su propio Aquarium. Cuenta con ejemplares de todo el mundo y la visita está organizada por sectores que incluyen los distintos climas. Esto ayuda a que los pequeños obtengan una idea de la organización de todo el planeta en distintas regiones climáticas. Después de nuestro viaje por el universo conocido, una panorámica del mundo vivo oceánico será muy enriquecedor para los más pequeños. Otro motivo más para visitar Lyon con niños.


El Zoológico de Lyon



 Las simpáticas jirafas de Lyon

Lyon cuenta además con un zoológico. De él debemos destacar que sus animales cuentan con mucho espacio y todos disfrutan del aire libre. Eso quiere decir que los niños podrán contemplar algunas de las proezas naturales en persona: jirafas, osos, grandes felinos, etc. Después de esto, hay que destacar que el zoológico de Lyon es totalmente gratuito. Es por ello uno de los atractivos más populares entre sus habitantes y todas las personas que visitan la ciudad. Está situado en el Parc de la Tete d´Or.

Otra actividad muy interesante y divertida para visitar Lyon con niños es un paseo en cyclopolitain. El cyclopolitain es una especie de carro cubierto que funciona a pedales. Tiene capacidad para tres personas o cuatro si entre ellas se encuentran dos niños. Es una forma genial de conocer la ciudad. Además de ello, es un modo muy asequible de darle una diversión extra a nuestros pequeños al tiempo que nosotros podemos disfrutar del encanto de Lyon. ​

Y si te apetece probar cosas nuevas en Lyon, visita nuestras sugerencias de platos típicos de la zona. ¡Dales una experiencia inolvidable! 

Por todos estos rincones  hacen una ocasión perfecta para viajar a Lyon con niños. Además, es uno de los destinos más asequibles. Otra de sus ventajas consiste en que podremos hacer el viaje en tren. Para los más pequeños, esto es toda una aventura. El viaje no se nos hará tan estresante ya que ellos mismos buscarán su propio entretenimiento al poder disfrutar de movilidad dentro del tren. Los viajes en general suelen hacer mala pareja con los niños. Con Renfe-SNCF en Cooperación no ocurre, y de hecho son ellos mismos quienes están deseando montar en tren y disfrutar de la experiencia. 





Únete a la conversación

    Escribe tu comentario