VALENCE PARA AMANTES DEL SENDERISMO: LAS MEJORES RUTAS


La ciudad de Valence​ es, a menudo, considerada como la puerta de acceso al sur de Francia, pero, además, es un destino idóneo para amantes del senderismo. No en vano, se halla rodeada de diferentes parques nacionales y regionales que brindan un sinfín de posibilidades para disfrutar de la naturaleza. Llegar a Valence es muy sencillo con nuestros trenes de alta velocidad de Renfe-SNCF en Cooperación​,​ pues conectan esta ciudad francesa con diversos puntos de la geografía española. ¡Ve preparando tus botas de montaña!




Si te entusiasman las actividades al aire libre, seguro que, para ti, cualquier época del año es buena para descubrir paisajes que dejen sin respiración. Valence es, de hecho, un fantástico punto de partida para enamorarte de la naturaleza del sur de Francia. He aquí las mejores rutas de senderismo en las inmediaciones de la capital del departamento de Drôme.

​1. Parque Natural Regional del Vercors



 El parque goza de una gran belleza única independientemente de la época del año 

Este inmenso parque natural abarca 186.000 hectáreas y ofrece una altitud moderada ideal para caminatas, rutas en bicicleta e, incluso, para montar en caballo. El pico Rocher Rond, con 2.453 m de altura, se encarga de poner techo a esta área protegida que combina extensos bosques de pinos con idílicos valles, gargantas y acantilados. En invierno, una de las actividades estrella es el esquí nórdico.

2. Bosque de Saoû

Tomando como inicio el coqueto pueblo de Saoû, es posible adentrarse en uno de los bosques más espectaculares de la zona. Se trata de hogar de los famosos ‘Trois Becs’, macizo conformado por los picos Rochecourbe, Le Signal y Le Veyou. Este inmenso bosque ofrece 6 itinerarios a pie con distintos niveles de dificultad.



3. Parque Natural Regional de los Montes de Ardèche

Con una extensión de 180.000 hectáreas, el Parque Natural Regional de los Montes de Ardèche es otra formidable opción para excursionistas. Es imposible no sucumbir a los encantos de este territorio salpicado de pueblos bonitos y carácter agrícola. Pero, además, este parque natural es el hogar de volcanes, bosques de castaños, valles verdes y enormes áreas de pasto. El monte Mézenc, su pico más elevado, propone una panorámica que maravillará a cualquier amante no solo del senderismo, sino también de la fotografía.


4. Chute de la Druise



Poder admirar la belleza del lugar es sin duda es la mejor recompensa tras la caminata

A menos de 50 km de Valence se localiza una de las cascadas más impresionantes de toda Francia. Con una caída de más de 70 metros, Chute de la Druise se encarga de crear una estampa idílica que descubrirás tras una caminata de 30 minutos desde el punto de inicio. Las tonalidades azules y verdes configuran un entorno único que, incluso, es más espectacular si cabe tras una tormenta. 






Únete a la conversación

    Escribe tu comentario