​Te proponemos el medio de tr​ansporte más acorde con el modelo de desarrollo sostenible, dado su bajo consumo energético, su capacidad para adaptarse a las fuentes de energía renovables y por sus mínimas emisiones contaminantes. de C02.

Viaja de forma responsable con nuestros trenes, que combinan el placer de viajar con el respeto al medio ambiente.


MENOS EMISIONES DE CO2

El ferrocarril es el medio que realiza unas menores emisiones de CO2 por unidad transportada, entre 3 y 5 veces menos que viajando por carretera y entre 7 y 10 veces menos que viajando en avión.

Estas menores emisiones son debidas a:


Consumo eléctrico: Consumo eficiente


La utilización del freno regenerativo, tecnología de generación de energía por el motor en el proceso de frenado, permite que algunos trenes devuelvan a la red entre un 6 y un 10% de la energía en Alta Velocidad.

Los avances incorporados en nuevos trenes como los Civia permiten ahorrar un 30% de energía, minimizando los efectos ambientales de nuestros servicios.

La conducción económica de nuestros trenes permite ahorros energéticos de hasta un 10% en algunos trayectos.


Transporte Público: Menor consumo de energía


El ferrocarril al igual que otros modos de transporte colectivo realiza un menor consumo de energía al realizar un aprovechamiento más eficiente de las plazas que los modos de transporte privados.

Estos factores provocan que el ferrocarril consuma entre 2 y 5 veces menos que otros modos por unidad transportada.


Reducción de las emisiones contaminantes locales


Al consumir preferentemente energía eléctrica reduce considerablemente la emisión de contaminantes atmosféricos locales, causantes de graves enfermedades, como son los óxidos de azufre y de nitrógeno, el monóxido de carbono, las partículas en suspensión o los compuestos orgánicos volátiles, evitando aumentos de la polución, en las ciudades frente a los modos de transporte por carretera.


Menores emisiones acústicas


El ruido ferroviario cuando se produce es puntual y menos molesto que el ruido continuo que causa una carretera.

En el caso del ferrocarril, es posible aplicar medidas en las fuentes emisoras, material rodante o infraestructura, mientras que en otros modos como en la aviación se suelen aplicar medidas paliativas en los receptores del ruido, menos efectivas y más traumáticas.


​Menor ocupación del espacio


El ferrocarril ocupa entre 2 y 3 veces menos espacio por unidad transportadas que las carreteras. A nivel europeo, el ferrocarril con un 8% del mercado realiza solamente un 2% de la ocupación de territorio debida al transporte.

Aunque la construcción de líneas de Alta Velocidad realiza una ocupación del espacio, estas líneas ocupan un 35% menos que una autovía de dos carriles por sentido.​​

Una línea de ferrocarril tiene una capacidad de transporte de 9.000 viajeros 6 veces más que las infraestructuras para el transporte con autobús y 45 veces más en el caso de los automóviles.



UNA MODALIDAD DE TRANSPORTE MODERNO, RÁPIDO, CONFORTABLE Y ECOLÓGICO​


​FUENTE: RENFE con la Sostenibilidad
​​​​